Se descubren más defectos tipo Spectre en los procesadores Intel y ARM



El año comenzó con dos fallas de seguridad, llamadas Meltdown y Spectre.

spectre-y-meltdown
Créditos: VelocityMicro

El año comenzó con noticias horribles para los fabricantes de CPU después de que se descubrieran dos fallas de seguridad, llamadas Meltdown y Spectre. En aquel entonces, se especuló que las correcciones podían ralentizar un sistema operativo en un 30% para evitar que el dispositivo fuera malware.

Te puede interesar: Galaxy X y Galaxy flexible se presentarán en enero de 2019

El fabricante echó un parche y, cuando resultó que no estaba tan mal, la histeria comenzó a desaparecer. Ahora, sin embargo, podría volver en su totalidad por ocho vulnerabilidades más, denominados Spectre-NG (Nueva generación), y se clasificaron como de “alto riesgo”, en comparación con el primer Spectre que era “medio”.



Uno de los defectos de Spectre-NG simplifica un ataque en los límites del sistema, lo que hace que la amenaza sea potencialmente más importante. Al entrar en detalles, c’t explica que un atacante podría lanzar un código de explotación en una máquina virtual y atacar al host desde allí, por ejemplo, un servidor de una nube. De esa forma, el malware podría extenderse a todos los que estén conectados al mismo servidor, con contraseñas filtradas e información privada.

El peligro para las personas físicas y las PC corporativas es bastante pequeño ya que hay otros puntos de acceso más débiles. Intel dijo que “compartirá detalles adicionales sobre cualquier posible problema cuando se finalicen las mitigaciones”.

Referencia: GSM


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *