Wear OS: La nueva versión de Android Wear ya es oficial



Android Wear ya no existe, así que ve saludando a Wear OS, el futuro de los smartwatches.

WearOS
Créditos: xataka

Android Wear, el sistema operativo de Google para los dispositivos wearables, ha recibido un completo rediseño para impulsar su uso desde un nuevo enfoque, que ha empezado por un cambio de nombre y logotipo: ahora será Wear OS.

Como principal novedad, Google busca impulsar la venta de dispositivos con su sistema operativo a todo el mundo, por lo que sus wearables mejorarán en las compatibilidades con los teléfonos iPhone, una conexión que hasta ahora era posible pero más limitada.

Te puede interesar: Llega a México red Telcel 4.5G GigaRed, internet diez veces más rápido

Aunque Google no ha revelado los detalles que traerá el nuevo sistema, la compañía explica que en 2017 uno de cada tres propietarios de relojes Android Wear también utilizó un iPhone por lo que el cambio tomado “refleja mejor nuestra tecnología, nuestra visión y, lo más importante, la gente que usa nuestros relojes”.

Aparte de esto, Wear OS será especialmente útil para deportistas, a la hora de registrar nuestras rutas y contabilizar nuestros pasos. Un cambio de aires para un sistema que sigue dependiendo de lo que hagan los fabricantes. Por parte de Google, el trabajo queda bien hecho, ahora solo queda esperar para ver qué marcas seguirán apostando por este tipo de wearables, y el futuro que le depara a estos dispositivos.



Probablemente se conozcan más detallas sobre las capacidades del sistema operativo de Google la semana que viene con motivo de la feria Baselworld, uno de los encuentros mundiales más importantes de relojería.

Pese a que Apple Watch, con su sistema WatchOS, se ha impuesto en el mercado de relojes inteligentes, Google ha llegado a acuerdos con más de 50 smartwatches de diferentes marcas. Un camino que la compañía de Satya Nadella espera seguir recorriendo ya que “estamos arañando la superficie de lo que es posible con los wearables y aún nos espera un trabajo más emocionante”.

Referencia: eleconomista


Un comentario Añadir valoración

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *